GOOD FEED #98 Reír pero también llorar

0
358

Buscamos el humor porque lo necesitamos. Lo necesitamos porque nos hace bien. 

El sentido del humor tiene la gracia de contar con una expresión inconfundible: la risa. A veces no se entiende por qué nos reímos, pero el desconocimiento no lo hace menos satisfactorio. Reír es saludable, así como placentero.

Ahora podemos celebrarlo sin complejos, a diferencia de como sucedía durante la Edad Media, cuando el humor fue condenado, perseguido y censurado. Siglos después, sabemos que quien ganó en esa contienda fue el humor, pues perduró más que la Edad Media.

Su prolongación, hasta ahora eterna, nos sirve para recordar que buscamos el humor porque lo necesitamos y lo necesitamos porque nos hace bien.

Como bálsamo, la risa nos acerca como humanos, siempre que no se trate de una risa burlesca, sardónica u ofensiva. Por el contrario, hay otras formas de risa donde, no importa si es una risa desdentada o inclusive silenciosa, resulta alivianadora.

El humor tiene múltiples usos, hay quienes lo venden hasta como terapia, en modalidad de risoterapia o geloterapia. Se sabe que reduce el estrés y la ansiedad, dos condiciones que no suelen dar risa. Hay otras personas que lo utilizan como escudo, para tapar todo lo que no hace gracia y que es parte inevitable de su vida.

Está también la opción comprobada de usarlo como herramienta para la crítica, la sátira social o la reflexión. Nos sirve para poner el dedo en la llaga pero con elegancia.

A los comediantes de profesión les sirve como fuente de ingresos, lo cual no necesariamente implica que sean grandes comediantes. Habrá aquellos que, durante sus shows, noten más los egresos de audiencia.

Volviendo a la salud, pues el efecto de la risa genera consecuencias positivas, inclusive reduciendo la percepción del dolor subjetivo, la concentración de las hormonas de la tensión, pero además de eso, y en dos platos: el humor también divierte. Puede hacerlo con un chascarrillo en una fiesta familiar, un sticker por WhatsApp o un especial en Netflix. Las opciones son diversas y la audiencia que gusta reír es amplia.

Esta edición trata sobre el humor, lo cual no la convierte en un chiste. Vamos en serio con varios textos que lo tratan desde diferentes perspectivas. Si el efecto es positivo al leerlos, la risa no estará de más.

En esta edición:

Humor de tío | Por Adrián Fallas

Humorémonos, amor | Por Ana Beatriz Fernández González

Botonólogo | Por María Prétiz

El dios de la risa | Por Rodrigo Villalobos

Playlist: Yo las oí, y me reí | Por Arturo Pardo

Artista de la semana
Andrés Murillo: La imagen como fenómeno social |
 Por Gabriela Coto

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí