PLAYLIST: Voces de la longevidad

0
219

Por Arturo Pardo

Este playlist compila obras de artistas que se hicieron adultos mayores y se mantuvieron sin tirar la toalla en su labor musical.

Entre sus tantas gracias, la música tiene la cualidad de ser atemporal, esto aplica no solo para la preservación de las melodías sino también porque la edad de quien la interpreta no genera limitaciones.

Hay muchos artistas cuya popularidad, o momento de gloria es breve. Nadie tiene asegurada la vigencia extendida. Sin embargo, también están quienes son capaces de extender su carrera artística hasta el final de sus días y, en muchos casos, estos días llegan hasta la vejez.

Este playlist compila obras de artistas que se hicieron adultos mayores y se mantuvieron sin tirar la toalla en su labor musical. Hay historias interesantes para esta categorización, hagamos un repaso:

Empecemos por casa, con el legendario Walter Ferguson, conocido también como Mr. Gavitt, oriundo de Cahuita. No salir de su natal Limón no ha sido impedimento para que deje un extenso legado cultural y musical para toda Costa Rica, siendo el principal exponente del calypso. Su música fue difundida hasta en la década del 2000, gracias al sello Papaya Music, mientras que su carrera fue reconocida el recibir el premio de Patrimonio Inmaterial Cultural Emilia Prieto Tugores en el año 2017. 

De Costa Rica también es Chavela Vargas, si bien su vida artística la desarrolló en México, donde falleció en el año 2012, a los 93 años. Con su voz áspera se especializó en la música ranchera y popularizó grandes temas como La Llorona pero además de ser una gran intérprete, se convirtió en un ícono latinoamericano, al haber sido parte de una gran generación artística mexicana.

Pasando a Estados Unidos podemos hablar de Tony Bennett (1926 -) quien tiene 95 años lanzó recientemente su segunda colaboración con Lady Gaga, Love for Sale, y se convirtió en, el que se cree, será su último disco en estudio. El vocalista estadounidense actualmente es paciente de Alzheimer, aunque su familia y grupo cercano de colaboradores ha notado una evidente mejoría en su estado de ánimo y en su memoria cuando se trata de cantar canciones o subirse al escenario. La edad no le afectó significativamente su calidad vocal ni su entusiasmo por deleitar a la audiencia. 

Un caso similar al de Bennet es el de Glen Campbell, (1936 – 2017) quien, si bien también fue diagnosticado con Alzheimer, se mantuvo en los escenarios hasta los 76 años, lanzando una canción nostálgica: “I’m Not Gonna Miss You”.  Un año después, en el 2014 el documental I’ll Be Me mostró las dificultades por las que pasaba el músico en su última fase de la enfermedad.


Siempre en la acera de la música country, aparece Dolly Parton, quien a sus 75 años no da muestras de querer despedirse de su actividad musical. Su último disco, hasta el momento, es una colección de temas navideños con la que cerró el 2020.
También en este género se mantiene vigente Willie Nelson, conocido no solo por su talento musical, sino también por su larga cabellera blanca y ser defensor del consumo de marihuana, activista de los derechos de la comunidad LGTBIQ+ y la protección a los caballos, entre otros. Tiene 88 años y muchas ganas de seguir tocando.

En el mundo del funk hay un artista legendario cuya carrera empezó en los años 50. George Clinton (80) es de los mayores exponentes de este género cargado de energía, con su banda Parliament Funkadelic. Se mantuvo activo hasta hace un par de años cuando, por cuestiones médicas, prefirió hacerse a un lado y ofrecerle a su banda que siguiera sin él.

Con la misma edad se mantiene activo Mick Jagger, líder de los Rolling Stones, pero no es el único septagenario en su banda, pues sus compañeros Keith Richards (77) y Ronnie Wood (74) también se le acercan. Actualmente están en su primera gira sin el barterista Charlie Watts, quien falleció en el mes de setiembre. La agrupación no ha dado señales de despedirse de los escenarios a pesar de la baja en su alineación.


En el playlist también aparecen piezas de artistas que están en su gira de despedida o cercanos a cerrar sus performances Phil Collins, por ejemplo, quien, siendo parte de Genesis, está dando conciertos en los que, por su estado deteriorado de salud, solo puede interpretar sentado permanentemente. Los suecos de ABBA, por el contrario, se presentarán por última vez en el 2022 en conciertos donde sus imágenes se verán de forma digital, mientras que, en directo, habrá músicos en vivo (hablando de abuelitos tecnológicos).

Aparecen también exponentes latinoamericanos que ya no viven, como la inolvidable Celia Cruz o Compay Segundo, quien fue parte del ensamble Buena Vista Social Club (1997), con legendarios músicos cubanos longevos. Estos artistas son un ejemplo de que las canas también llevan sabor y, por supuesto, también pueden conllevar mucha energía para seguir compartiendo música; música longeva.


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí